Sin noticias de Gurb en Barcelona, una novela recreativa de Mendoza

Libro Sin noticias de Gurb - Eduardo Mendoza

Dice Eduardo Mendoza que Sin Noticias de Gurb (uno de sus libros más conocidos y vendidos) fue escrito en una primavera llena de promesas. Habrá florecido en ese entonces este libro recreativo, este breve acercamiento casi-etnográfico-casi-humorístico de la Barcelona de principios de los años 90. Una ciudad que desde siempre ha sido un cruce de caminos entre extranjeros y nativos. (Para hacer esta breve reseña he leído la edición publicada por Seix Barral)

Gurb y su compañero, responsable de cuidarlo, son un par de extraterrestres que llegan a la tierra para hacer un «reconocimiento de campo».  Gurb se «transfigura» en Marta Sánchez y muy pronto desaparece luego de ser recogida en un coche por un profesor universitario, que probablemente ha visto en ese ícono de la seducción española de los noventa una oportunidad para cumplir sus sueños. Después de ello Gurb se pierde.

La voz narrativa, el otro alien, se transfigura en el conde-duque de Olivares y sale de su OVNI para buscar a Gurb. En su búsqueda se relaciona con los terrícolas y escribe sus observaciones a manera de bitácora

He tomado muy pocas notas durante la lectura de este libro. Rescato lo siguiente: «Llueve a Cántaros. En Barcelona llueve como su ayuntamiento actúa: pocas veces y a lo bestia«.

El extraterrestre es testigo del abandono de las personas muy mayores, cosa que aún caracteriza la ciudad y que en buena medida habla del trato que recibe el octagenario en Occidente: «Llego a una plaza formada por el derribo de varias manzanas… numerosos ancianitos desecándose al sol, a la espera de que sus familiares vengan a buscarlos. Los pobres no saben que muchos de ellos nunca serán recogidos, pues sus familiares han partido en crucero a los fiordos noruegos. En algunos bancos aún pueden verse los ancianitos abandonados el año pasado, en avanzado estado de momificación, y los ancianitos abandonados hace 15 días, en una fase de acomodación al medio menos golosa. Me siento junto a uno de estos últimos y leo el suplemento literario de un periódico de Madrid, que alguien, con idéntico criterio, ha dejado abandonado en el banco«.

Autor: julianbueno

Una persona aprendiendo a leer y con el objetivo de reseñar los libros que encuentra en su camino como una estrategia para volver a ellos a través de sus apuntes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.